Se Acabó

 

Todo aquí fue onírico, todo aquí fue mio.

Carcomida desde las entrañas;

me duele hasta el alma.

Mi corazón hecho pedazos y tú no dices nada,

mi cara empañada, ¡oh benditas lagrimas!

llorar tú me has hecho, llorar me podría llamar.

Luego vuelves, como abeja a su panal

pendiendo olvidar todo, pidiendo otra oportunidad.

¡Oh amor mio! no sabes lo que has pedido,

¿acaso no sabes que un corazón roto y abatido ya no vuelve a funcionar?

¡Ya no se como vivo, yo solo respiro!

¿Que el amor no mata? y entonces…

¿Quien conmigo acabó?

Si te gustó, ¡compártelo!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.