Archivo de la etiqueta: Amor

Insectos

Volaba libre, con la maestría de diablo viejo. Hábil e inmune. Inmortal.

Cada flor un elixir de vida eterna, una evolutiva metamorfosis antes de seguir poblando los campos de fragantes tonos.

Pero tus colores distrajeron mi vuelo ya ligero. Ni bien el encantamiento me hizo acercar, me descubrí atrapado en tu telaraña. Resistir produjo el efecto inverso, cada movimiento una irremediable sentencia mientras tu luz embriagante aseguraba mi abandono. Y me entendí insecto, vulnerable, a merced total de mi captora, servido para ser devorado lenta e inevitablemente…

Y lo entendí todo al saberme tu alimento, sabia eterna es la naturaleza.

Ahora soy parte de tus colores, soy fuente de tu luz, destreza sumada para tejer universos tan vastos y perfectos como nos permitamos imaginar. Ahora soy tú. Ahora eres yo.

Ahora…

 

Jean Picazo

 

<a rel=”license” href=”http://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/4.0/”><img alt=”Licencia de Creative Commons” style=”border-width:0″ src=”https://i.creativecommons.org/l/by-nc-nd/4.0/88×31.png” /></a><br /><span xmlns:dct=”http://purl.org/dc/terms/” href=”http://purl.org/dc/dcmitype/Text” property=”dct:title” rel=”dct:type”>Insectos</span> by <span xmlns:cc=”http://creativecommons.org/ns#” property=”cc:attributionName”>Jean Picazo</span> is licensed under a <a rel=”license” href=”http://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/4.0/”>Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License</a>.

Si te gustó, ¡compártelo!

Entre risas te encontré.

Nos habíamos visto infinidad de veces, en el mismo salón, a la hora del recreo, caminando por la calle, en las redes sociales. Habíamos hablado en pocas oportunidades, y casi siempre era sobre alguien más, no de ti, no de mi, de cualquiera menos de nosotros.Ha pasado un año desde que te conozco, tan irrelevante somos el uno para el otro; tengo un amor imposible, y sé que tú llevas tiempo atascado con la chica de la cuál tu amigo está enamorado, tú le das los más maravillosos consejos mientras se te desgarra el alma. No me rindo con él, siento que las cosas pueden resultar pero estoy tan equivocada, él se va, y le lloro, le lloro su partida, y tú éstas intentando con otra, pero no lo haces por amor, sino por pasión.

Mis amigos se convierten en los tuyos, y tus amigos en los mios, y nosotros nos volvemos amigos cercanos, hablamos, reímos un montón, no hay rato en el que no estemos diciendo una tontería, aún así te aconsejó como lidiar con tu situación, que abras los ojos y veas que no le quieres a ella, y me haces caso, y empezamos los dos, a intentar hacer las cosas desde cero. Es difícil no lo dudamos, volteamos la pagina de vez en cuándo, pero en esas vueltas de página te veo a ti, y tu me ves a mi, y todo se ve distinto, empieza a florecer un sentimiento del cuál no estamos claros y tratamos de ignorar, fingir que no esta allí cuando enrealiadad está por germinar.

Ha pasado al menos 6 meses desde que nos hemos vuelto amigos y no puedo mentira más, debo admitir que me gustas, pero me aterra pensar que aun estás enamorado de la misma chica que tú amigo. Una noche estas que insistes e inisites y te lo digo, te cuento quién es de quién me enamoré y no lo puedes creer, y me dices que no juegue, que le pare a la broma, pero no es ninguna, y tratas de contenerte, para cuando ya perdí la esperanza te pido distancia para olvidarte, y me detienes, sutilmente te acercas y dices “Creo que se te ha pasado una cosa por alto, y no has preguntado si tú a mi me gustas” y con indignación, ganas de abofetearte te respondo casi al borde de las lágrimas “No hace falta. Si tu también sintieras lo mismo que yo, lo habrías dicho” con la mirada hacia el suelo veo cómo una agujeta se ha soltado, me agacho para intentar amarrarla, cuando tomo un extremo me intertumpes “Tu también me gustas, no te lo digo para que te sientas mejor o hacer que no te alejes. Me gustas, estoy sorprendido estás cosas no me pasan a mi, usualmente me gusta alguien y no pasa de eso. Soy tímido, jamás te habría dicho lo que siento.”

Ya ha pasado medio año desde aquella confesión que nos sacudió la vida, nos alegró, y nos puso en el lugar dónde debíamos con quién debíamos. Riendo juntos cada día, y aprendiendo a queremos más que aquel día cuando te revelé cuánto te quería.

Si te gustó, ¡compártelo!

tu recuerdo en mi corazón

han pasado tantos años, la vida es vacía en mi oscuro universo,

tengo metas, pero muchas páginas rotas en mi pensamiento,

no soy el mismo desde aquella partida que destrozó mi cuerpo y corazón.

Te ame con las fuerzas que un ser humano no podría soportar,

talle mi vida y mi amor para una doncella sin dolor,

perdido y enamorado, me encuentro vagando entre cuentos y poemas,

sabiendo que nunca veras lo que siento, llorando profundamente,

seco por el dolor y el vacío de tu existencia que cada DIA me mata ,

la sangre se me ha secado de tanto pensar, de ver tu rostro en el cielo,

de no poder besar tus labios y tener tu cuerpo a mi lado,

sentado con el verdugo me lamento y suspiro profundo,

porque el amor que me tenias se ha esfumado y lo has desechado,

crítico es mi momento en el mundo vacío y siniestro y mas sin tu amor que me mantenía con aliento.

 

 

Si te gustó, ¡compártelo!

Como traer cambio.

Yo necesitaba algo diferente,

Tenía que cambiar mi corazón y mente.

Pensaba con solo trabjar y razonar

todos mis sueños podría lograr.

Pero no son igual mi mente y corazón.

Para cambiar necesitaba una recreación.

Cuando me humille y sometí en ese lugar.

Vi mi corazón que Él iba a renovar.

Jesucristo el que murió y resucitó.

Con su amor toda mi vida cambió.

No pienso igual, no pienso en lo que quiero.

Tengo su palabra, su espiritu yo requiero.

Si te gustó, ¡compártelo!

Erotismo

Erica Chappuis 24.jpg

(Pintura de Erica Chappuis)

Poemario: Tatiana Lopera

1.

Con una mirada penetré la tuya…
Huelo la dulzura de tu ser a kilómetros…
Su cuerpo es un fugaz manjar…
¿Puedo tocarte?
Quiero que me fatigues con tu perenne majestuosidad…
¿Podemos mezclar humedades?
¡Aquí estoy!
Danzaré en tu cuerpo para que no me olvides…
Solo si quieres.

2.
Un impulso me domina. Aproximo mis manos a su cintura,
¿Puedo hacer el amor con la silueta?
Necesito una mirada, no la encuentro. Solo es una silueta.
Quiero más, un movimiento delicado pero placentero,
Una piel ardiente pero suave,
Un erotismo sincero.

3.
Estoy parada a dos pasos de tu cama,

Un calor me invade,

¿Cuánto demoraría mi boca en rozar la tuya?

Mi piel te desea, Mi mente te desnuda,

Quiero caer en el abismo de tu sexo,

Imagino mi lengua recorriendo tus piernas,

Escucho un susurro de la luna,

¡Vete ya!, la efervescencia desaparece

Salgo de la habitación con tu imagen tatuada en mi recuerdo.

4.
En medio de la noche puedo ver tus sueños.
En medio del sudor, puedo oler tu piel.
Tus labios carnosos recorren mi cuerpo.
La luminiscencia deja perpleja la habitación.
¿Puedo verter tus  ansias?

Amanezco tendida a tu cuerpo
Eres mi océano de pasión.

5.
Una mano recorre tu cuerpo…
Una mano acaricia tus labios…
La pasión brota de nuestra piel.
Escucho un leve gemido,
Se vuelve melodía para mis oídos
Lentamente bajo mis manos por tu espalda…
Toco suavemente tu parte más carnosa
¡Me gusta!
¡Te gusta!

 

6.
Me provoca arrancarte la ropa,
Pasar suavemente mi lengua por tu cuerpo,
Huelo tu miedo,
¿Puedo?
Quiero que nuestros cuerpos se fusionen,
Juntar tus pensamientos con los míos,
Y quedarnos así por la eternidad,
Para que ya no lamentemos la soledad y el vacío
De nuestras almas en pena.

7.

Quiero desfilar en tus curvas,
Dominar tus sentidos…
Mis labios arden.
Tu cuerpo está tan frio
Podemos fusionarnos con la noche,
Arrojémonos al abismo,
Allí nadie nos encontrará,
Y en silencio gemiremos hasta el cansancio.

8.
Me gusta cuando te jalo lentamente por el cabello,
Eres una diosa,
Quiero subir nuevamente a tu trono
Y hacerte mía por unas cuantas horas.
Eres como una cereza,
Pequeña pero dulce,
Pequeña pero sabrosa,
Si me miras me derrito,
Si me tocas suspiro,
Haz temblar nuevamente mi mundo.

9.

Me gusta el sexo en las mañanas,
Puedo verte como realmente eres,
Sin adornos ni maquillaje,
Eres humana,
Llena de imperfecciones.
En tus ojos puedo ver el océano
En tu cuerpo la dulzura de las frutas.

10.
Me declaro una víctima de vos,
Con tu aliento caigo en el deseo…
Con tus manos caigo en el pecado…
Tu pelo se desliza por mi cuerpo.
Nuestros cuerpos se combinan y luego te vas….
Soy una víctima de tu sexo.

11.
Cuando te miro, tus ojos se pierden en el arrebol iridiscente de tu ser,
Hay una armonía en tu voz,
y….
¡Una aurora en tu cabello!
¡Que cabello!
1…2…3…4 Crespos
¿Cuántos crespos tienes en la cabeza?
Uno de ellos emana de tu cabeza, en medio de la alevosía,
Se mueve de adelante para atrás
De derecha a izquierda
¿Alguna vez te has preguntado cuantos crespos hay en el mundo?

12
La habitación arde y mi cuerpo tan frio
¿Tu deseo sobrepasa la santería?
quiero sentir el sabor de tu paladar, luego lentamente recorrer tu cuerpo con la lengua,
Embriagarme con el aroma de tus humedades
Lentamente recostarme en tu pecho y sentir el palpitar de tus sueños.

13.
Dejarme rastros de saliva en esta mi piel esta seca y agrietada por el dolor…
Sofócame con tus ansias y derrite me con tu mirar…
Mientras ardemos en pasión repite mi nombre más de cien veces para que no se borre nunca de tu ser.

Si te gustó, ¡compártelo!